Agromarketing: consejos prácticos para tu explotación


En todos los ámbitos económicos y sectores productivos, el marketing es una herramienta imprescindible. La agricultura no podía ser menos. Las explotaciones agroalimentarias necesitan posicionar sus productos de la mejor forma posible, del mismo modo que pueda hacerlo una fábrica de coches o un despacho de abogados.

El agromarketing es la herramienta adecuada para posicionar tus cosechas o servicios. Te contamos en qué consiste y cómo puedes aplicarlo en tu explotación.

Qué es el agromarketing

Quizás la palabra te causa cierto rechazo. Y si le sumamos que normalmente el precio de las cosechas viene determinado por el mercado o las lonjas de turno, la idea del agromarketing puede parecer descabellada. ¿Qué podría hacer yo para obtener el mejor precio por un producto de primera necesidad?

Puedes lograr mejores márgenes económicos mediante el posicionamiento de tus cosechas de calidad a unos precios por encima de la media con estrategias de agromarketing.

La modernización del campo viene de la mano del marketing agrícola. Ya no es una recomendación, es una obligación. El marketing agroalimentario ha llegado para quedarse y no está pensado solo para grandes empresas o corporaciones, es una herramienta también accesible para pequeños agricultores, ganaderos o cooperativas.

El agromarketing es el conjunto de técnicas y estrategias pensadas para potenciar y mejorar las ventas a través de una buena comunicación. En este contexto, comunicar a nivel local se ha quedado corto. Hoy, de la mano de Internet, podemos lograr impactos nacionales e internacionales a bajo costo. Algo necesario para hacer frente a mercados emergentes como América Latina y Asia.

Cómo beneficiarse del agromarketing

Cada empresa debe pensar su comunicación y estrategia de agromarketing, pero debes saber que la clave está en lograr la combinación de una sólida estrategia digital y la comercialización de productos con la presencia en ferias sectoriales.

Aunque existen técnicas offline y online, quizás estas últimas ofrecen una ventaja incontestable: menor costo de aplicación y de gestión, y resultados medibles más fácilmente. Además, a largo plazo pueden canalizar una nueva fuente de ingresos, bien sea por la venta de productos directamente por un canal digital o bien por las relaciones comerciales que hayamos logrado gracias a las redes sociales, por ejemplo.

A continuación, te explicamos algunas estrategias de marketing agroalimentario que puedes implementar en tu empresa.

  • Ecommerce: Se trata de un nuevo canal de distribución que se posiciona como alternativa a los canales tradicionales. ¿Por qué vender tu cosecha a pérdidas en las grandes superficies cuando puedes venderla por internet ajustando los precios para lograr beneficios? En el sector agro esta técnica de comercialización presenta ciertas peculiaridades a tener en cuenta como conservar la cadena de frío, la logística o la caducidad de los productos. Sin embargo, hay numerosas formas de solventarlo y muchos casos de éxito que ya lo han llevado a cabo.
  • Denominaciones de origen e indicaciones geográficas protegidas: Son sellos de calidad que ayudan a posicionar ciertos productos. El caso más conocido es el del vino, pero hay otros muchos. Si logras posicionar tus productos con estos sellos, lograrás diferenciarte de tus competidores. Es una cuestión de prestigio y reputación, ya que están avalados por la Unión Europea, que garantiza el cumplimiento de unos requisitos de calidad adicionales a los exigidos para el resto de productos convencionales. Ten en cuenta que formar parte de una IGP o DOP también implica acogerse a sus normas de producción, lo que podría llevarte a modificar tu forma de trabajar con tal de de obtener estos productos de calidad acreditados con dichos sellos.
  • Agromarketing digital: Internet al servicio de tu explotación. Además del ecommerce, la red de redes ofrece la posibilidad de dar a conocer nuestra empresa y nuestro producto al mundo entero. Empodérate de las redes sociales, cuenta tu historia en tu página web y posiciona tu blog en Google a través del SEO. Todas estas estrategias te harán visible y no necesitas mucho más que tu tiempo y un ordenador.
  • Una página web es uno de los principales canales que debes tener en cuenta. Es el lugar ideal para posicionar tu identidad e imagen de marca. Será el lugar de referencia y la pauta para el resto de canales.
  • El blog corporativo te permite aportar información relevante y de calidad a tu público objetivo.
  • Las redes sociales son el lugar en el que están los clientes. Es un canal ideal para hacerte visible y trabajar tu imagen de marca. Puedes distribuir contenidos más fácilmente y trasvasar público hacia tu blog y página web.
  • Campañas de email marketing. El correo electrónico es un canal estratégico a la hora de comunicar e informar a nuestros clientes. Aprovéchalo para comentar las novedades, compartir promociones o captar nuevos clientes. Eso sí, segmenta tu público, no te conviertas en carne de spam.
  • Plataformas de vídeo. YouTube puede ser un gran aliado; úsalo para vender experiencia y buen hacer, convirtiéndote en referente para otros.

Como has podido comprobar, conocer las estrategias y posibilidades que te brinda el agromarketing puede ser de gran ayuda para encontrar más salida a tus productos. Además, puedes lograr una mejor percepción de tu marca por parte de tu cliente o potencial consumidor. Esto repercutirá en tu buena reputación, más aceptación de tus productos por parte de tus consumidores y mejor precio. Al final, saldrás ganando.

Si no tienes muy claro cuántos recursos puedes dedicar al agromarketing, recuerda que siempre puedes ver la manera de reducir costes en tu explotación y destinar el ahorro al marketing. Agroptima puede ayudarte en la gestión de tu explotación ajustando los costes al máximo. ¡Pruébalo gratis; se acabaron las excusas financieras para no sumarte al agromarketing!

+No hay comentarios

Añade el tuyo