Todo sobre la gomosis en el durazno


Entre las principales causas del secado de las ramas y del durazno en general está la gomosis. El agente patógeno causante de la enfermedad es un hongo denominado Botryosphaeria Dothidea.

Primeros síntomas

Las primeras señales visuales van apareciendo en la corteza, en forma de pequeñas gotas, sobre todo cuando los árboles aún son jóvenes. La infección suele ir surgiendo al final de la temporada, pero no será hasta la época primaveral siguiente cuando pueden visualizarse los síntomas, sobre todo cuando surge la materia gomosa en toda la superficie infectada, tanto en el tronco como en las ramas del durazno.

Esta aparición de goma es la consecuencia de que se forme sustancia blanda y gelatinosa, que irá resudando por las grietas, hendiduras o heridas del durazno en forma de lágrimas que se alargan siguiendo la forma de las ramas, y se van cuajando y secando al aire.

Origen de la gomosis en el durazno

La gomosis en duraznos suele derivarse de fenómenos naturales de carácter ambiental, como es el caso de una excesiva sequía o la presencia de agua acumulada en la base del terreno. Como vemos, la goma es la respuesta del árbol a un proceso natural, que se ocasiona por causas muy diferentes. Además de la humedad o la sequía, la insuficiencia de cobre también originará esta enfermedad.

Aunque no puede atribuirse la gomosis directamente a virus, bacterias, hongos o insectos, cualquiera de estos últimos puede favorecer el contagio. También la falta de un abonado suficiente es causa de la enfermedad, así como el cultivo en terrenos inapropiados.

Como vemos, cualquier factor que pueda debilitar el durazno posibilita la gomosis en el durazno, desde una poda excesiva o no realizada adecuadamente, injertos agresivos que pueden dejar heridas en el árbol por donde penetrará la infección, un abonado no equilibrado, invasión de parásitos de carácter animal o vegetal, etc.

Prevención y control

Como medidas preventivas, será necesario realizar las labores de poda e injerto con las precauciones necesarias para no dañar el árbol, drenar el terreno para evitar la acumulación de agua, abonar adecuadamente, etc.

Las ramas con señales de la enfermedad o cánceres deben ser podadas y extirpar el problema. Si hay duraznos en estado terminal, muy afectados, lo mejor es sacarlos para eliminar el riesgo de contagio al resto de la plantación.

Otra medida preventiva útil es mantener la base en el tronco libre de basuras y de maleza para favorecer la ventilación del mismo. No es conveniente realizar plantaciones en terrenos muy arenosos.

Cuando surgen los síntomas de la gomosis es preciso analizar las causas de la enfermedad para corregirlas. Las zonas infectadas deben ser limpiadas de la resina gomosa, y raspadas en su caso con un cuchillo, navaja o instrumento de corte que esté bien desinfectado. A continuación se lavarán para desinfectarlas y se dejarán secar. Por último es muy útil la aplicación de una combinación de cobre o acetato de cobre, permanganato de potasio y agua, o bien de pasta bordelesa. La aplicación en las hojas de productos fungicidas derivados de cobre es muy efectiva.

En el caso de que se aplique algún producto fungicida, es necesario tener en cuenta el momento de su aplicación. Entre otras cosas, porque puede producir un efecto sobre los frutos durante un periodo e inhabilitar, en ese tiempo, el consumo humano de dichos frutos.

2 Comments

Add yours
  1. 1
    mayte

    Hola tengo un arbor de durazno pero este en la parte baja del tronco empezo a crecer una especie de hongo , ahora, yo trate de quitarselo y ahora es mas grande, no se como quitarle este es naranja claro y esta pegado a la corteza ya mide como 25 cm diametro, tengo miedo que mi arbol muera. como lo combato?

    • 2
      Carles

      Hola Mayte,

      deberías consultar con tu técnico agrícola para que pueda hacer un buen diagnóstico de la situación y asesorarte. Un saludo!

+ Publica un comentario