Trigo duro: tu oportunidad para darte un plus de rentabilidad


El trigo duro es un cereal desconocido en algunas regiones, pero que puede ser interesante para aquellos agricultores que quieran obtener un plus de rentabilidad en sus cosechas, ya que actualmente existe un repunte en el precio de este cereal, ¿Quieres saber más? Sigue leyendo!

La variedad de trigo duro se ha utilizado típicamente para la obtención de sémolas para la producción de pastas alimenticias. Botánicamente, no se puede considerar el trigo duro como variedad del trigo blando, si no que es una sub-especie del género Triticum, ya que genéticamente se diferencia del trigo blando o trigo harinero (Triticum aestivum) porqué el trigo duro tiene una dotación genética tetraploide (Triticum durum), a diferencia del trigo blando que tiene dotación genética hexaploide.

En cuanto a su aprovechamiento, también puede ser utilizado para la producción de piensos, mezclándose normalmente el trigo duro con el trigo blando. Este uso del trigo duro en pienso permite aprovechar el incremento de proteína que tiene este cereal con respeto al resto de cereales. Evidentemente, los granos de trigo blando y trigo duro son ricos en almidón (59%), estos hidratos de carbono aportan energía a las formulaciones, aunque esta es inferior en el trigo duro respeto al trigo blando.

New Call-to-action

 

Sin embargo, el uso por excelencia es el de la fabricación de pastas, en la que se aprovecha su endospermo, cargado de hidratos de carbono, y con la apreciada característica de la “vitrosidad” que le da a la sémola final el color amarillo intenso natural que le da a la pasta su típico tono dorado.

¿Dónde se cultiva trigo duro?

La situación de este cereal en España es variable. En el año 2018 se sembraron 374.000 ha, y la proporción de trigo duro respeto trigo blando fue del 18%. De hecho, la variedad de trigo duro, en cuanto a superficie ocupa el 4º lugar, en el ránking de cereales de invierno sembrados en España, por detrás de la avena (560.000 ha) y por delante del centeno 175.000 ha).

Hay zonas en las que el cultivo de este cereal es habitual, en cambio hay otras en las que prácticamente su presencia es testimonial. ¿Cuáles son estas zonas donde son expertos en el cultivo del trigo duro? Andalucía es la CCAA con más superficie, seguida por las dos Castillas y Aragón en cuarto lugar.

A finales de los 80, un subsidio específico para este cereal hizo que muchas otras regiones se animaran también a cultivar trigo duro, dejando de lado el cultivo con las sucesivas reformas de la PAC.

¿Trigo duro, una alternativa de cereal rentable?

De todas formas, el trigo duro constituye, a día de hoy, una alternativa un poco más rentable que los cereales típicos en las rotaciones de nuestro país. Esto se produce sobretodo si se puede vender para la industria alimentaria, lo que implica unos requisitos de calidad algo superiores, pero que también se ven favorecidos en sus cotizaciones.

De hecho, este 2019 está habiendo un repunte del precio del trigo duro en los mercados, que ha puesto en alerta a la industria de la pasta, ya que el precio de este cereal ha experimentado un aumento del 25% solo en los últimos meses, tal y como se apuntaba en esta noticia.

¿A qué se debe este repunte del precio?

  1. Desequilibrio mundial debido al aumento de la demanda de un producto que como hemos dicho, no es de los más cultivados.
  2. Mala cosecha de este cultivo en Canadá, tanto en calidad como en cantidad.
  3. Mala cosecha en el norte de Italia, que deberá aumentar sus importaciones. Este dato podría pasar desapercibido, porque no pensamos con Italia como una gran potencia productora de cereales, pero si tenemos en cuenta que se trata del “país de la pasta” por excelencia y que sus importaciones aumentaran, esto afecta a las cotizaciones mundiales.

Así que estos factores, pueden ser una buena oportunidad para animarse al cultivo, ya que en noviembre de 2019, se están alcanzado precios de hasta 250€/t de trigo duro, respeto a los 190€/t de trigo blando. Así que este hecho puede animar a más de un agricultor a decidirse por el trigo duro esta campaña de siembra.

Subvenciones de la PAC al trigo duro

El trigo duro fue un cultivo fuertemente apoyado por la PAC previa a la reforma de 2015, que llegaba a ayudas de hasta 330 €/ha. Después de esta reforma, el pago específico al trigo duro, se ha quedado a unos 108 €/ha. Aún y haberse reducido, es superior al pago específico de otros cultivos como los proteicos o oleaginosas, que ronda los 50€/ha.

Trigo duro: es fácil de producir?

A nivel de sistema de producción, el cultivo de trigo duro, no se diferencia especialmente de cualquier cereal por lo que hace a maquinaria o insumos. Sin embargo hay algunas características a tener en cuenta:

  • Normalmente son variedades de ciclos largos, por lo que deberás no retrasarte excesivamente en las siembras.
  • Su capacidad de ahijamiento suele ser menor, así que calcular bien la dosis de siembra va a ser clave para que el rendimiento no se quede corto.
  • Es más susceptible a las enfermedades foliares fúngicas, por lo que tendrás que hacer los tratamientos correspondientes.
  • Para conseguir un grano vitrioso (factor de calidad valorado en fábrica), el trigo duro necesita que la parte final de su ciclo sea calurosa, por eso es un cultivo bien adaptado a la campiña andaluza.
  • Para llegar a tener buenos niveles de proteína en grano, hay que aportar Nitrógeno de forma abundante, pero ojo. No vale una sola aplicación antes de sembrar. La mejor forma de aportar este N, será en cobertera y de forma fraccionada, es decir, con dos aplicaciones (una durante el final del ahijado y la segundo a hoja bandera, por ejemplo).
  • Para que esta calidad sea valorada, hay que tener los canales de comercialización que valoren este producto (fábricas de pasta, cooperativas, etc) que paguen bien por el trigo duro.

Variedades de trigo duro más productivas

Las respuestas de las variedades van estrechamente ligadas siempre a una climatología y suelos concretos, pero para que te hagas una idea, algunas de las variedades más productivas ensayadas por organismos oficiales en los últimos años son:

  • Ginseng
  • Amilcar
  • Avispa
  • Gibraltar
  • Simeto

Lleva un seguimiento adecuado de los costes de tus variedades de trigo duro

No sabemos si las condiciones de precio que hemos comentado van a permanecer en el tiempo, paro parece que para esta campaña van a ser seguras, así que la siembra de este cultivo puede dar un plus de rentabilidad en los márgenes de tu explotación, siempre teniendo en cuenta los factores económicos mencionados.

Aún y así, para asegurarte esta rentabilidad es necesario llevar un control acurado de los costes de tu día a día (labores, siembras, tratamientos…).

Agroptima es la App en la que apuntarás a diario tus trabajos, y donde verá la evolución del margen de tus parcelas, así como comparar el beneficio que te deja el trigo duro para poder valorar si vas a sembrar más la siguiente campaña. No lo pienses más, prueba Agroptima gratis ya y empieza a ser más rentable!

New Call-to-action

+No hay comentarios

Añade el tuyo