Variedades de trigo más productivas: cómo compararlas

variedades de trigo mas productivas

En el mercado de semillas existen muchísimas variedades. Y consultar el catálogo de un distribuidor es acceder a un amplio abanico de opciones donde todas las variedades «son las mejores». Por eso, para comparar las variedades de trigo más productivas de manera fiable de forma fidedigna, lo mejor es acudir a los ensayos e informes de los organismos públicos. Para ayudarte a elegir una semilla de trigo adecuada, en este artículo te ofrecemos un análisis del informe GENVCE 2019.

New Call-to-action

Las variedades del trigo: clasificación

Antes de explorar las variedades de trigo más productivas, comenzaremos por diferenciar los diferentes tipos de trigo. Por lo general, solemos clasificar el trigo según dos aspectos, fundamentalmente:

  • Dotación genética: trigo duro (Triticum durum) o trigo blando (Triticum aestivum). El trigo blando es el tipo de trigo más cultivado, pues es el que se utiliza para obtener la harina para pan o pienso. Su dotación genética es hexaploide. En cambio, el trigo duro tiene una dotación genética tetraploide y contiene un mayor contenido proteico; suele utilizarse para elaborar pasta.
  • Ciclo de cultivo: trigo de invierno o trigo de primavera. El trigo de invierno se siembra en otoño y se cosecha, por lo general, 8-10 meses después. Requiere un periodo de temperaturas bajas para florecer con éxito (vernalización). En el caso del trigo de primavera, no requiere vernalización. Se siembra en primavera y se cosecha unos 4-6 meses después.

Teniendo en cuenta estas clasificaciones, para conocer las variedades de trigo más productivas lo mejor es estudiar los informes de GENVCE.

Qué es GENVCE

El Grupo para la Evaluación de Nuevas Variedades de Cultivos Extensivos en España (GENVCE) es un grupo de trabajo formado por técnicos que se encargan de realizar ensayos de las redes de experimentación de variedades de las comunidades autónomas, de la Oficina Española de Variedades Vegetales (OEVV), del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria (INIA) y de empresas privadas.

La razón de ser de GENVCE es ofrecer información precisa y práctica sobre cómo se adaptan las nuevas variedades de cereales en las distintas áreas de cultivo de nuestro país. 

Informe GENVCE 2019

Tras la experimentación con nuevas variedades de trigo, GENVCE publicó los resultados en un informe que incluye una evaluación sobre la adaptación de las nuevas variedades en las diferentes regiones cerealistas, teniendo en cuenta la productividad y la calidad.

Aunque el informe incluye variedades de varios cereales, nos referiremos en este resumen a las de trigo blando (Triticum aesvitum) y trigo duro (Triticum durum). En la campaña 2018-2019, analizaron 18 variedades de trigo duro y 30 de trigo blando. Para ello, realizaron un total de 61 ensayos, de los que 45 corresponden a trigo blando y 16 a trigo duro.

Zonas agroclimáticas: ¿Dónde se realizan los ensayos?

Para probar y determinar las variedades de trigo más productivas, se han realizado pruebas en Andalucía, Aragón, Castilla La-Mancha, Castilla y León, Cataluña, Euskadi, Extremadura, Galicia, Madrid y Navarra. Las cuatro primeras comunidades son las que han acogido más ensayos.

Los ensayos se agrupan en diferentes zonas agroclimáticas, de forma que se facilite la interpretación de los datos teniendo en cuenta los valores de temperatura y pluviometría de cada lugar. Debes tener en cuenta que es importante comparar datos del comportamiento de las variedades según las distintas regiones climáticas.  

Para la temperatura, se establecen tres categorías, en función de la temperatura media del mes de abril:

  • Zonas frías, inferior a 11 °C.
  • Zonas templadas, entre 11 y 15 °C.
  • Zonas cálidas, superior a 13 °C. 

En cuanto a la pluviometría, las categorías son también tres:

  • Zonas semiáridas, donde la pluviometría anual es igual o inferior a 500 mm.
  • Zonas subhúmedas, con pluviometría anual superior a 500 mm pero menor de 700 mm.
  • Zonas húmedas, con una pluviometría anual mayor de 700 mm.

variedades de trigo mas productivas estudio genvce

Para este estudio, el trigo blando de invierno se ha ensayado en 13 lugares fríos y 12 templados. El trigo blando de verano, por su parte solo se ha ensayado 1 vez en una zona fría, pero 11 en templada y 8 en cálido. El trigo duro se ha ensayado en 3 lugares fríos diferentes, 7 templados y 6 cálidos. Cabe señalar que una variedad puede ser productiva en una zona agroclimática y en otra no. Todo depende de la adaptabilidad que tenga al clima de la zona.

Parámetros que se estudian para el trigo

La calidad de una variedad de trigo está determinada por la combinación de una serie de parámetros:

  • Contenido de proteína: se mide por la cantidad de nitrógeno que tiene el grano. Indirectamente, sirve para medir el contenido de gluten en el grano (aunque no su calidad). Para producir pan, el contenido de proteína debe ser del 12 o 13%.
  • Fuerza harinera: la cantidad de gluten del cereal determina la fuerza de panificación.
  • Relación P/L: relación entre la tenacidad (P) y la extensibilidad (L) de la masa obtenida con la harina de la variedad de trigo empleada. Representa el equilibrio de la harina.
  • Índice de caída: mide la enzima a-amilasa, los índices altos (que equivalen a una baja actividad de la enzima) señalan que las propiedades panificadoras de la harina son buenas.
  • Degradación proteolítica: hace referencia a la pérdida de fuerza panadera. Esta pérdida está provocada, principalmente, por el ataque de los granos por parte de algunos insectos durante el desarrollo de la planta. Se acepta que la actividad proteolítica es excesiva cuando disminuye más de un 20% la fuerza harinera.
  • Humedad: el contenido de agua en el grano no puede ser mayor del 12-13% si se quiere almacenar de forma segura. A considerar, la humedad disminuye el rendimiento de la molienda.
  • Peso específico (hectolítrico): mide la relación entre el peso y el volumen de una determinada muestra de trigo. Con este parámetro se puede hacer una buena estimación de la calidad física del grano y del rendimiento en la molienda
  • Impurezas: las impurezas en los granos de trigo pueden provenir de los granos brotados, agorgojados, partidos, helados o inmaduros, con punta negra, etc. Lo ideal es mantener en un porcentaje muy bajo la presencia de impurezas.
  • Vitrosidad (en trigo duro): está relacionado con el rendimiento en sémola. A mayor índice, mayor rendimiento en sémolas de buena granulometría.
  • Contenido en cenizas: en este caso, las mejores variedades son las que presentan un bajo contenido en cenizas.
  • Otros cereales y asurados: mide el contenido de granos de otros cereales, el de granos atacados por plagas, granos que presentan coloración del germen y los granos calentados por secado (estos últimos son los conocidos como asurados, causados por golpes de calor que provocan el desequilibrio hídrico debido a una excesiva evapotranspiración).

Se valoran algunos parámetros diferentes para las variedades de trigo blando y duro:

  • Trigo blando: contenido de proteína, fuerza harinera, relación P/L, índice de caída, degradación proteolítica, humedad, peso específico e impurezas. En cuanto al trigo blando, muchos de los parámetros valoran las características de la masa a partir de la harina obtenida del grano de trigo blando.
  • Trigo duro: contenido de proteína, peso específico, vitrosidad, humedad, contenido en cenizas, impurezas, otros cereales y asurados. En el caso del grano duro, los parámetros incluyen características como la granulometría de las sémolas obtenidas y las trazas de impurezas.

Variedades de trigo más productivas de España: los ganadores

Según el informe de GENVCE de 2019, las variedades de trigo blando de invierno más productivas en España están encabezadas por la variante Marcopolo. Es la variedad más productiva y también uno de los testigos de los ensayos. Tiene una elevada capacidad de producción en todas las zonas (frías y templadas). Es bastante tolerante al frío, resiste ataques de oídio, roya amarilla y parda. Por la calidad de su harina, se suele clasificar en el Grupo 5.

Además de la variedad Montecarlo, otras que demuestran buenos rendimientos son: RGT Solferino, RGT Paisano, LG Filosofo, Mufasa y Taquet.

Las menos productivas son: Chambo, Montecristo CS, Arayo, Rgt Cesario, Nogal y Mupassant.

Estos resultados se corresponden con la media de toda España, por lo que pueden existir diferencias entre regiones.

Es importante señalar también que los datos serán más fiables cuantos más años haya sido ensayada una variedad de trigo. Datos obtenidos durante un solo ensayo no son relevantes ni fiables.

Variedades de trigo de primavera más productivas

En el caso del trigo harinero de primavera, la variedad más productiva es Macareno, que ha superado con creces los rendimientos de variedades como Lagasca, LG Arroa y las variedades testigos del ensayo, Galera y Nogal.  

Elige mejor con los datos a mano

Tener estos datos a la mano son de gran ayuda a la hora de elegir la variedad de trigo que quieras sembrar. Recuerda que escoger una variedad con una buena genética es garantía de éxito en la cosecha. Sin embargo, como sabes, cada variedad responde de una forma distinta según el clima de la zona y el manejo.

Por lo tanto, además de tener en cuenta los informes GENVCE, es interesante tener en cuenta los históricos de datos de tu explotación. Para ello, lo principal es tener apuntados todas las labores que realizas en el campo, de tal manera que puedas conocer qué variedades te resultan más rentables. Puedes hacerlo con tu móvil, solo tienes que descargar Agroptima. Si aún no lo has hecho, estás a tiempo de probarla.

New Call-to-action

+No hay comentarios

Añade el tuyo